domingo, 4 de octubre de 2009

GABY: "POR EL MOMENTO, TERMINAMOS EN NOVIEMBRE" (ACTUALIZADO: EN REALIDAD 3 DE DICEMBRE)

(FOTO DE LOS INTEGRANTES RECIBIENDO EL PREMIO CAPIF DE LA MUSICA A LA PERSONALIDAD DEL AÑO, EN LA PRESENTACION DEL DISCO, DIA 08-10-09)


Hoy más que nunca, para Vicentico las entrevistas son eso que pasa mientras estás ocupado haciendo otros planes. Tiene unos días de descanso hasta que Los Cadillacs encaren la etapa final del Satánico Pop Tour, pero el martes aparece el disco-dvd nuevo (El arte de la elegancia de LFC) y acá está. "Nunca estamos más de diez días afuera de casa y no tenemos más de dos shows seguidos. Antes del parate no lo hacíamos y fue parte de la quemazón, de lo que hizo que a todos se nos saliera la cadena. Ahora sabemos que siempre tiene que haber huecos para estar solos, pasear o lo que fuere. Disfrutar, y no transformarse en lo que uno nunca quiso ser: un trabajador loco, un workaholic que no para nunca. Después de todo, para eso decidimos cantar".


¿Qué diferencias hay entre la dinámica grupal que había hasta 2002 y la que hay ahora?

Esa distensión de la que te hablaba es muy importante. Por eso ahora hay buena onda, buena conexión entre todos, sin ruidos, sin pasillos. En el último tiempo de la etapa anterior no era así. No quiere decir que antes fuera todo sufrimiento. Hubo momentos gloriosos: si no, no habríamos estado juntos casi 20 años. Cuando tomamos la decisión de parar sonó feo porque parecía que algo había muerto. Pero gracias a esa decisión, ahora todo funciona bien.

Cuando decidieron reunirse, ¿se juntaron para establecer pautas grupales? ¿Recurrieron a alguien que los ayudara en el vínculo?

No, no. Veníamos hablándolo en estos años de parate. Ibamos charlando y rearmando relaciones personales que estaban trabadas. En esas charlas vimos qué animales que éramos, ¿cómo podíamos estresarnos tanto, no parar, no pensar, no hablar? Y cuando decidimos volver a tocar, siempre estuvo claro que no íbamos a hacer siete shows en nueve días. Ahora nos cuidamos. Yo básicamente soy vago: no me interesa otra cosa que tocar en un concierto y después salir a pasear. Eso es lo que quiero hacer de mi vida.

¿Cuál es la diferencia entre cantar solo y cantar en los Cadillacs?
Es muy diferente. Cuando canto solo, todo es mucho más personal. Todo: lo que canto y lo que digo. Y sé para dónde llevo un show, si quiero que la gente se ponga triste o se ría. En los Cadillacs, todo puede cambiar gracias al humor y la creatividad y las ganas de cada uno. Por momentos todos me siguen a mí, por momentos todos seguimos a otro. Es la idea: que cada uno tenga su momento.

Cerati dijo que el rock argentino es una gran familia. ¿Qué lugar tendrían los Cadillacs en esa gran familia?

Ni idea. Cerati es un tipo muy inteligente, cada vez me gusta más. Su último disco me encanta. Entiendo a lo que se refiere: si bien el rock nacional suena a gran cosa, es algo pequeño. Todos sabemos algo del otro, nos conocemos mucho, y existe todo lo que hay en las familias: cariños, envidias, broncas. ¿Qué lugar tenemos nosotros en esa familia? No sé.

¿En serio no sabés?

Es que yo lo veo desde afuera, y no es una pose. Me siento afuera de eso como de tantas cosas: la política, la ley de medios, el gobierno, la oposición. Me siento un espectador del rock. También reniego de ver estilos e ideologías. Sé que no estamos entre los que más hacen rocanrol, pero tampoco entre los más modernos, aunque yo estoy más relacionado con esto último.

¿Cómo ves el regreso de Charly?

No tengo opinión sobre eso tampoco. Ojalá sea feliz. Debe ser plomo para él que todos estemos opinando. Yo me veo como una persona de familia, estoy pensando en otras cosas: no en el panorama del rock, el regreso de García, mi lugar en el rock...

Es un trabajo y punto.

No, tampoco. Veo mi vida en relación con la música como algo místico. Tengo un amor hondísimo por lo que hago. Me parece mágico tocar en Nueva York e irme a caminar con mis amigos. Es un flash. No lo vivo como un trabajo. O sí, pero que hay que hacer con cariño. Una vez escuché que en la vida hay que hacer las cosas a conciencia, con amor, con onda, poniendo todo. Yo lo hago así, entonces es mucho más que un trabajo. A la vez, me veo fuera de todo lo demás. No logro sentirme parte del movimiento de rock nacional.

¿Por qué no se sabe si Los Cadillacs van a seguir después de fin de año?

Es que no sabemos. Los Cadillacs siempre fueron un experimento. No sólo musical, sino de vida. Es el lugar donde de verdad vivimos el aquí y ahora. En la vida personal es difícil decir "vivamos el presente", sin pensar en el futuro o en el pasado, porque uno tiene familia, hijos. Da más miedo. En cambio la música es un juego: podés probar todo lo que quieras. En septiembre, después de un show en Nueva York, fue la primera vez que hubo una mínima charla sobre el futuro. Dijimos: "y, tendríamos que componer unas canciones, pero no nos apuremos". Eso fue todo lo que hablamos. ¿Pueden pasar dos, tres años? ¿Cuatro, cinco? No lo sé. Por el momento terminamos en noviembre, y ahí empezaremos a pensar.
Quedarían en pausa, como entre 2002 y 2008.

Es muy diferente. Acá no hay angustia, no hay miedo, no hay roces. Hay una dulce incertidumbre, una calma agradable. De ahí puede surgir algo bonito, interesante, pero no lo sabemos.

¿"El arte de la elegancia de LFC" es un título irónico?

Es en serio: somos elegantes, en todos los sentidos.

La mayor parte del disco son versiones de temas viejos. ¿No puede ser visto como una chantada?

Obvio que pueden decir eso. Pero a mí me divirtió ir a un estudio y grabar canciones viejas. Es lo que me importa. No teníamos tiempo de grabar canciones nuevas, estábamos en medio de una gira y teníamos que sacar un disco. Y lo mejor para nosotros es escuchar los otros discos y decir "toquemos esta y esta otra" y hacerlo.

Y ya que fueron al estudio, ¿por qué no grabaron un disco de canciones nuevas?

No es el momento, para nada. Y sí es el momento de dejar registrado algo que nos habíamos propuesto y que la compañía esperaba de nosotros. Para hacer un disco de canciones nuevas nos hacen falta dos o tres años de trabajo. Nuestro último disco completo de canciones nuevas, La marcha del golazo solitario, nos llevó eso. Esa es nuestra manera de trabajar. Lo que podemos entregar ahora, con todo cariño y toda pasión, en medio de una gira monumental, es esto. La chantada es algo muy diferente: no tiene que ver con hacer las cosas con onda y cariño.

A nivel grupal no saben qué va a pasar. ¿Y lo tuyo cómo sigue?

No tengo idea. Básicamente, voy a ver en qué me gasto la guita que ganamos

Agradecimientos a Gaspar Zimerman de Clarin por la nota


El Sr. Flavio da su otro punto de vista:


Mientras Vicentico descansaba en Buenos Aires, Flavio Cianciarulo paseaba por Los Angeles, California: "Estoy surfeando y skateando un poco, y pasando unos días con la familia. Pero me desespero si no toco, así que armé un mini show improvisado con mi hijo, Astor Boy", cuenta. Como su socio, viene disfrutando de la gira con los Cadillacs: "Es un placer. El buen humor está muy vigente y eso es importante. Hemos privilegiado el hecho de estar contentos y lo mantuvimos, algo que, sabemos, no es fácil en una banda. Y esa alegría se ve en el escenario".

¿Fuera del escenario, qué cambió durante la gira?

Vuelvo a hacer hincapié en que tenemos el buen humor de las viejas épocas. Pero estamos más tranquilos: para mí después del show no hay nada, salvo volver al hotel, comer sano y no beber, lo cual me hace disfrutar todo el triple. Estamos en un momento de compartir y querernos mucho.

Las dos canciones nuevas del disco son tuyas.

Es casual, no está premeditado. Son canciones cadillacs, escritas a comienzos de esta nueva etapa. El entorno me excita para componer, y puedo desdoblarme y escribir diferente para los Cadillacs o para mis proyectos.

¿Un disco con sólo dos canciones nuevas no puede ser visto como una chantada?

Eso sería un error. Un disco hoy en día no es un negocio, es un gasto. Para la compañía sería buenísimo editar un refrito de temas: no hay que pagar estudio, ingeniero de sonido, viáticos. Ellos lo van a vender, pero no tanto como antes. Es más un capricho de la banda.

En el cd escribiste que los Cadillacs son una banda "en renovación constante". ¿Por qué?

Porque hay un sonido Cadillac 2009, y eso es lo que más orgulloso me pone. Regrabar una canción es excitante; un tema revisitado es como medio tema nuevo.

¿La participación de Marta Minujín fue idea tuya?

Sí, soy fan de ella. Si fuera oportunista, ¿te parece que iría a tocarle la puerta a Minujín, que a la compañía le sale el doble que su propio diagramador de arte?

¿Qué viene después de la gira?

Paramos, porque la gira fue feliz pero cansadora a la vez. Y entramos en el terreno cadillac donde las cosas fluyen o no. Ahora no hay desgaste sino fatiga. Y no sabemos cuánto paramos: puede ser un año o tres. Entramos en el no sé, en el ciclo de preguntas gigantes

Por Ultimo: el Listado de Temas de Cordoba:


LA NUEVA TAPA DEL DISCO, SALE EL MARTES 06/10/2009:

1 Contrabando de amor
2 Siempre me hablaste de ella
3 Vamos ya! (Move On Up - Curtis Mayfield Cover)
4 CJ
5 El sonido joven de América
6 Lanzallamas
7 Tanto como un Dios
8 Surfer calavera
9 Siete jinetes
10 Soledad
11 Más solo que la noche anterior

(INCLUYE DVD OPCIONAL CON 35 MINUTOS DE DOCUMENTAL + UNA ZAPADA DEL GRUPO QUE NO ESTARA EN EL CD)

Los Fabulosos Cadillacs, en vivo por 10Música

No te pierdas la transmisión exclusiva del recital a beneficio que la banda bridara el próximo 12 de Octubre.

WWW.10MUSICA.COM

PRESENTACIONES QUE RESTAN EN ARGENTINA:

Quilmes Rock de Rosario (23/10)
Corrientes (06/11) ANFITEATRO COCOMAROLA
Neuquén (14/11)

Bahia Blanca Predio Corporación – FISA (15/11)
Tucumán (Lugar Central Cordoba) (22/11) NUEVA FECHA CONFIRMADA
Salta - Estadio Delmi (23/11) - NUEVA FECHA CONFIRMADA